viernes, 18 de abril de 2008

Te intuía

No te conocía... pero te intuía...

Sigo sin conocerte... pero ya te siento...

...tan auténtica,

...tan desconocida,

...tan flor,

...tan primavera,

...tan clave de Sol (o de Fa, como prefieras)...

Borrachera, de qué flor?

La vida da mil vueltas por segundo.

Borrachera de alcohol...

Borrachera de endorfinas...

¿Cómo sé, a estas horas de la noche, con este grado de alcohol en sangre?

...mañana te contaré, preciosa...

En cualquier caso, ¡maravilloso haberte conocido!

Maravilloso que existas. Maravilloso que sea posible alguien como tú en este mundo.

Por ahora, en este ebrio instante, ¡qué bueno que existas! ¡Qué increible que seas! ¡Qué flipante que estés!

...ya mañana hablamos, flor desconocida, pero intensa como sólo tú sabes serlo...